Publicado en Música

Alchemy: Dire Straits live (Dire Straits)


Tuve una época de mi adolescencia, duró poco tiempo, que quise aprender a tocar la guitarra. Y la quería tocar como Mark Knopfler, sin púa. Acariciando las cuerdas con tres dedos y con el público entregado a mis solos. Tal fue la impresión que me causó este álbum grabado en directo.

Ya era fan de la banda. Y por supuesto vibraba cuando en el tocadiscos de casa ponía Sultans of Swing pero escucharlo en este directo hacia que no dejara de saltar y moverme de principio a fin. Creo que nunca lo escuché sentado.

Al contrario de lo que ocurre en las composiciones de hoy en día, todas las canciones que forman el álbum tienen una duración superlativa, superando varias de ellas los 10 minutos. Pero os puedo asegurar que el tiempo vuela al vibrar con sus arreglos. Y qué difícil es alargar una canción sin caer en altibajos en la composición.

La conjuncion que se consiguió entre los solos de guitarra, el saxo y la voz rota han hecho de Alchemy un disco imprescindible en cualquier discoteca digna de su nombre.

Haced la prueba, escuchad la versión estudio de Tunnel of love. Después seleccionar la versión de este concierto . Y no os quedará dudas de porqué Dire Straits alcanzó la cima de su maestría en 1983.

Seguirá abierto el debate sobre si Mark Knopfler es mejor o peor guitarrista que Jimmy Page o Hendrix o Clapton…pero no puedo imaginar a nadie mejor para cada riff de este concierto. Y eso es suficiente para entrar en mi olimpo de los músicos.

Autor:

Lector compulsivo, aprendiz de todo, curioso de la vida y niño grande.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s