Publicado en Ensayo, Libros

Plomo en los bolsillos (Ander Izaguirre)

He descubierto en Ander Izaguirre a un creador de historias fantástico. Un escritor que narra con el punto justo de emoción un mundo lleno de pasión. Que fuera parte de ese mundo le ha dado la mesura, por un lado, y el conocimiento, por otro, para llevarnos página tras página, hacia la meta. Y lo hace de manera deliciosa, dosificando las alegrías y penas de un deporte que solo gusta cuando sus protagonistas sufren. No hay mayor épica que coronar uno de los grandes puertos del Tour de Francia. De la misma manera que no hay mayor decepción que ver a tu ídolo poniendo pie a tierra para subir al coche del equipo y abandonar el sueño que ha hipotecado cada día de los últimos meses.
En Plomo en los bolsillos vamos a descubrir esas pequeñas grandes historias que han hecho de esa carrera la más seguida y mitificada. Lo haremos de la mano de los grandes, como Coppi, Merckx o el propio Indurain. Y también conoceremos a muchos ciclistas que nunca traspasaron la barrera de la fama pero que sin su esfuerzo y entrega no podría entenderse el mundo de locos que sigue siendo cada edición de la carrera.
Quién sea seguidor del ciclismo disfrutará de sus paisajes, de las gestas que se narran, de conocer aún más sobre esa forma de entender la sobremesa de cada julio. Para quién se acerque por primera vez a una bicicleta y un gran puerto de montaña encontrará unos capítulos llenos de personas que lo dieron todo por su afición. Es complicado no sufrir cuando Izaguirre nos cuenta el dolor de cada pedalada,  o ser felices al acabar un capítulo de final glorioso.
Un libro muy grande, pues grandes fueron sus protagonistas y sus gestas. Y grande es este autor que libro tras libro sigue proporcionándome veladas de emoción.

Solo por ser capaz de haber imaginado ese delicioso subtitulo ya merece toda nuestra atención.

Publicado en booktubers

Trotalibros

El booktuber que os traigo hoy al blog es el que más horas me está entreteniendo últimamente. Es divertido, sabe de lo que habla y la selección de libros que hace encaja perfectamente con mis gustos. Eso sí, nuestra valoración de los libros pocas veces coincide. Con deciros que su libro favorito es Cien años de soledad

No importa. Me encanta escucharle porque defiende con pasión todo lo que dice. Los libros le entusiasman o le dejan absolutamente frío. O dentro o fuera. Y eso, precisamente, es lo que le pido yo a alguien que da su opinión sobre lo que ha leído.

Su canal es muy completo y variado. La sección que más me gusta es la de las reseñas, a pesar de que él ha dicho en alguna ocasión que es la categoría que menos visualizaciones tiene. Son vídeos de alrededor de 20 minutos en los que resume y contextualiza perfectamente un libro. Yo no me pierdo ni una. Como ejemplo, os dejo la de un libro de Virginia Wolf, protagonizado por un perro. Lo tengo en pendientes.

Otra de las secciones que me impresionan es una que se denomina <<libro a libro>>. De momento solo tiene 3 vídeos de este tipo, pero son fabulosos. Algo más largos que las reseñas (algo más de media hora, de media), nos cuentan toda la obra de un autor. Os dejo el primero que hizo, dedicado a Juan Rulfo. Ojalá haga más como este. Magnífico.

La tercera sección que destacaría es la de los directos. Lamentablemente, siempre los veo en diferido, pero conservan la frescura del diálogo en vivo. Si tengo que elegir, me quedo, además, con sus conversaciones con José Carlos Rodrigo. Son vídeos mucho más largos, que superan la hora de grabación. Mi lista de libros pendientes se ha multiplicado por dos desde que los escucho.

El canal tiene muchas más secciones, que probablemente os encantarán: habla en una de ellas de Shakespeare, en otra de Dante, hay una en la que hace recomendaciones de libros por temática (<<los mejores villanos>> o <<libros perfectos para el verano>> son algunos de los titulos), en otra tenéis los típicos videos en los que contesta a preguntas predeterminadas… muchas horas de diversión para los amantes de los libros.

Y, además de todo eso, Trotalibros es un proyecto editorial. A pesar de ser muy joven (tiene poco más de un año de vida) cuenta ya con un número interesante de volúmenes editados. Los libros de Trotalibros son muy interesantes, pues solo publica aquellos clásicos que merecen ser conocidos y que, por un motivo u otro, han caído en el olvido. En este blog ya os hemos hablado de dos de ellos: Adiós, sr. Chips y Vera, pero no tengo ninguna duda de que irán apareciendo muchos más.

En definitiva, si estáis buscando recomendaciones literarias o simplemente pasar un buen rato escuchando hablar sobre videos, pasaos por este canal. Ya me diréis si tenía o no razón.

Publicado en Eventos

Ya tenemos 500 entradas

Ayer cumplimos las 500 entradas, un número muy significativo sobre la ilusión con la que empezamos este proyecto. Hace poco llegamos a cumplir el primer año, con el objetivo de subir una entrada, al menos, cada día. Éramos conscientes del reto, no fallar ni un solo día, ofreceros contenidos y formar una comunidad que, como nosotros, tenga en las venas la pasión de la lectura. Y sabíamos que ese reto era muy ambicioso, pero enriquecedor.
Estas 500 entradas es el reflejo de un compromiso que nosotros mismos nos impusimos. Y aunque planteamos unas entradas cortas, la cantidad de trabajo que se ha sacado adelante es muchísimo. Estamos contentos, mas que contentos, con la recepción que han tenido esas pequeñas reflexiones y análisis. Hemos puesto lo mejor de nosotros en cada línea que aparece en el blog. También somos conscientes que cada entrada refleja nuestros gustos y fobias. Por ejemplo, el espacio dedicado a la poesía es inexistente, o como me dijeron el otro día, las novelas graficas tenían muchas entradas. Es inevitable volcar en nuestra creación aquello que nos hace sentir mejor. Pedimos perdón si echáis algo de menos. No prometemos enmienda, pero si aceptamos sugerencias y, si alguien quiere escribir una entrada es bienvenido a ello.
Durante estas 500 entradas ha surgido un club de lectura que nos proporciona una felicidad máxima, y estoy seguro de que la mente inquieta de Mamen ya está dando forma a nuevos proyectos, alguna de ellos inminente.
Gracias por vuestra paciencia, por ser lectores del blog, por acompañarnos en Twitter y por todo el buen rollo que nos trasmitís cuando contactáis con nosotros.
Vamos a por las siguientes 500.

Publicado en Club de lectura #elsitiodemirecreo

Segunda semana de lectura de Nada se opone a la noche

Segunda y última semana de lectura del libro elegido para este mes en el club de lectura. Y me temo que las sensaciones que tuve durante la primera se han repetido. Si hay una palabra que pueda definir mi sensación ante los capítulos finales es alivio. Alivio por terminar, por no volver a pasar otra página de una crónica familiar dramática, desde luego, pero contada de tal manera que no he podido ni por un instante empatizar con la autora. Quién me conoce sabe que lloro con cualquier cosa…, así que algo ha fallado para que mi mente no entrara en la familia ni en sus vivencias.
Me dijo Mamen que para ella le faltaba una vuelta. Una manera más reflexiva de exponer los hechos ante el lector. Puede que sea cierto. Puede que la sucesión de desgracias, suicidios y abusos necesite un enfoque distinto para conseguir que el lector se estremezca ante la gravedad de lo que sucede en sus páginas.
La semana pasada contaba que su abuso de sinonimos y adjetivos impedía que el ritmo en su lectura fuera agradable para mí. Posiblemente se añada la dificultad de encontrar unos hechos muy graves contados en párrafos aislados y sin mucho desarrollo. Parecen dos extremos que podrían chocar, sin embargo una frase muy larga cargada de adjetivos relativos a la tristeza no me parece la mejor manera de narrar emociones y sentimientos.
Ahora queda mi reflexión y escoger sobre qué debemos hablar en el próximo encuentro del domingo, sin embargo, la sensación de alejamiento hacia la historia me hace muy difícil centrar los temas a debatir.
Cómo siempre confío en todos los miembros del club, a los que además, les está encantando el libro, y me presten su sabiduría y puntos de vista para conseguir un gran encuentro. Uno más.
Pero esa será otra historia. Y os la contaremos.

Publicado en Club de lectura #elsitiodemirecreo

Ya tenemos lectura para junio de 2022

Después de tres días muy emocionantes de encuesta y 33 votos, ya tenemos decidido el libro que leeremos juntos este próximo mes de junio.

La lectura conjunta comenzará el próximo día 1 de junio y se prolongará hasta el día 21. En total 3 semanas donde Javier y yo iremos planteando temas para comentar su lectura. Como ya sabréis hemos creado dentro de Twitter la comunidad del club de lectura, por lo tanto este mes no hará falta que pongáis la etiqueta específica de la novela (siempre que publiquéis dentro de la comunidad). Pero si preferís hacerlo en el feed general hacedlo con #elsitiodemirecreo y #Monterroso.

Durante la última semana se producirá el encuentro digital. Si os apetece participar, solo tenéis que enviar un correo a elsitiodemirecreozaragoza@gmail.com

Publicado en Libros, Relatos

El Conde Lucanor (D. Juan Manuel)

Después de más de un año de blog y habiendo escrito 497 entradas (casi nada), acabo de caer en la cuenta de que no os he traído ni uno solo de los clásicos medievales o renacentistas de la literatura hispánica. Para solventarlo, hoy voy a hablaros de uno de los libros que más me gustan de ese periodo: El conde Lucanor. Os aconsejo, además, que os acerquéis a él en esta edición de Catedra, en castellano medieval y con una más que interesante anotación crítica. Os ayudará a disfrutar mejor de este clásico de nuestras letras.

Es muy probable que todos conozcáis el argumento: un conde (Lucanor) acude de manera regular y sistemática a su consejero (Petronio) para saber su opinión sobre cómo debería comportarse o qué debería hacer en determinadas circunstancias. Cada capítulo es una pregunta / respuesta.

Tanto las dudas que tiene el señor como los consejos que da Petronio ejemplifican muy bien la época en la que la obra fue escrita. Cómo comportarse con sus enemigos, cómo afrontar la muerte, cómo probar la lealtad de los hijos… los problemas que afronta Lucanor podrían servir de espejo a las preguntas que se haría cualquier noble de su tiempo.

En cualquier caso, lo que hace que este libro sea uno de mis favoritos es la estructura que presenta. Petronio no se limita a responder a su señor. Por el contrario, cuenta una historia en la que alguien tuvo la misma duda y relata lo que hizo para resolverla y cómo resultó esa decisión. Esta estructura de muñecas rusas en ocasiones incluso se complica más con nuevas subhistorias y en todos los casos termina con un par de versos en los que se recoge la moraleja del capítulo.

Muchos de vosotros ya os habréis dado cuenta de la genialidad de esta propuesta: sin haber leído a Bandura, D. Juan Manuel domina los fundamentos del aprendizaje vicario y sabe que el lector se va a fiar de un consejo que no solo le fue bien al conde, sino que ya antes había resultado útil para otros. Es más, también reconoce la importancia de la memorización, ofreciendo esos dos versos finales para que nadie olvide el consejo. Marketing en estado puro.

Y digo marketing porque de algun modo el Conde Lucanor está usando, con 6 o 7 siglos de antelación, una fórmula que utilizarán, con éxito, los anuncios televisivos de los últimos 50 años: el valor de la experiencia ajena (<<compra algo porque fulano lo compró y le fue fenomenal en la vida>>) y del eslogan pegadizo.

Además de esto, la lectura de este clásico os permitirá disfrutar de los ingredientes universales del cuento: animales antropomórficos con preocupaciones humanas, situaciones cómicas y aventuras con final feliz.

Sé lo que cuesta dar el paso de leer una obra del siglo XIV, pero os animo a que lo hagáis y os paséis por aquí a contarnos cómo ha ido

Publicado en Ensayo, Libros

¿Quién se ha llevado mi queso? (Spencer Johnson)

Hubo un tiempo, lejano, que dediqué tiempo a estudios de marketing. Una época donde devoraba periódicos salmón, revistas especializadas y, sobre todo, muchos libros sobre el tema. La mayoría de esos libros han caído en el rincón del olvido, donde mi cerebro amontona aquello que le pareció superfluo. Y es en esta categoría en la que pondría el libro de hoy, aunque como se sigue hablando de él, he decidido traerlo aquí.

¿Quién se ha llevado mi queso? habla de la adaptación al cambio y de cómo esa adaptación puede presentarse desde cuatro maneras diferentes. Para ello, el autor cuenta con cuatro protagonistas que buscan, cada cual a su manera, la solución a un mismo problema. La forma de contar la historia, sus protagonistas y el entorno irreal sobre el que se desarrollan consiguió enganchar a millones de seguidores. La fiebre por el queso se extendió a nivel mundial.

¿Y por qué no me suelen gustar este tipo de libros? Fundamentalmente por dos razones: son simplistas a la hora de representar el mundo real y tienen propensión al optimismo más exacerbado. Sus páginas están llenas de la filosofía del «si quieres puedes», o del «nada es imposible si lo intentas con todas tus fuerzas». Puede resultar muy agradable leerlo, pero es falso y profundamente injusto. Saltar un muro que mide cinco metros requiere algo más que voluntad y motivación: es necesario, además, poder contar con una pértiga. Estos libros obvian que no todo el mundo tiene acceso a los medios necesarios para poder cumplir sus objetivos. Y obviarlo es culpabilizar al que juega con las peores cartas.

Nadie se opone a que se escriban libros llenos de optimismo que te recuerden lo mucho que puedes conseguir si te lo propones, pero no es una buena idea olvidar añadir que algunos asuntos quedan fuera de tu alcance, que siempre hay cierta dosis de arbitrariedad en el resultado final (con el mismo esfuerzo, algunos tienen suerte y otros no) y, sobre todo, que la sociedad es profundamente injusta y no todos tenemos la oportunidad de demostrar lo buenos que somos. Lo que parecía un canto a la motivación personal en realidad es una herramienta de apoyo a un sistema injusto: desvía la atención sobre los problemas reales, culpabiliza a los que se quedan fuera y provoca más frustración que ayuda.


Publicado en Libros, Novela

Cincuenta sombras de Grey ( E. L. James)

Hay libros que deben su fama a elementos muy alejados a su calidad. Pero hay fenómenos que vistos en perspectiva no se entienden con los ojos de hoy. El mecanismo que desancadena un mito no puede reducirse a un solo hecho o acción. Y aunque los editores puedan prever qué libro será un éxito no creo que puedan controlar la magnitud.
Empiezo así porqué el ruido mediático que nació con esta novela me dejó totalmente descolocado. Me acerqué a sus páginas empujado por lo que se oía, me lance a ser parte de lo que decían iba camino de convertirse en una locura colectiva.
Y cuando llevaba no más de cincuenta páginas (modo ironía), no entendía que había en ellas para haber levantado tanta expectación.
Sinceramente, hay un hombre, rico para más señas, que entiende el amor de la manera más ruin y dolorosa posible. Hay una mujer que se entrega voluntariamente a la humillación y el dolor. Las escenas que, supuestamente, habían generado tanto interés, están narradas como si fuera una lista de tareas a realizar en nuestro día a día.
En ningún momento pude entender una trama que me parecía burda, casi infantil. El amor y las relaciones son otra cosa, mucho más complejas.
Supongo que, a raíz de mi disgusto por lo que estaba leyendo, mi apreciación sobre cómo escribe la autora también se vio resentido. Los diálogos me parecen infantiles y muy forzados. Y sobre todo, en ningún momento consiguió que sintiera interés por esas escenas que habían parado el mundo.
Huelga decir que ni la segunda ni la tercera parte las leí. Quizá alguien me anime y me diga que la cosa mejora o, si por el contrario, tomé una buena decisión.

Publicado en Librerías

La cuesta del Moyano (Madrid)

La calle de la que os quiero hablar en esta entrada se llama Claudio Moyano, pero todos los conocemos como La cuesta del Moyano. Junto al Jardín Botánico, a pocos metros de Atocha y del Retiro, es una cita obligada si tienes la suerte de pasar por Madrid.

Los libros de segunda mano se combinan con las novedades en las distintas casetas y en las mesas colocadas en medio de la calle peatonal. ¿Tienes tiempo entre tren y tren y no sabes qué hacer en Atocha? Sal a la calle, cruza y sube la cuesta en busca del próximo libro que te hará feliz.

Si me pierdo, este es uno de los lugares en los que me podéis buscar. Se trata de la caseta de Efrén Benítez Díaz, que tiene una selección de libros que poco tiene que envidiar a la que encuentro en mis librerías favoritas: el gran Zweig comparte espacio con las novedades editoriales más apetecibles.

Un lugar para ser feliz. Y si quieres seguir conociendo más este rincón antes de que tengas la oportunidad de acercarte por allí no dejes de pasar por el proyecto Territorio Moyano. Que te diviertas 😊

Publicado en Cómic, Libros

The Phantom (Lee Falk)

En un miércoles no se me ocurre mejor  cosa que rescatar uno de los cómics de mi infancia. Hoy hablaremos del primer superheroe «disfrazado» de la historia. Nació dos años antes que Superman, por ejemplo.
Fue la década de los años 30 muy prolifica en el nacimiento de personajes míticos que siguen perdurando y editandose hoy día. Me imagino, y esto son suposiciones mías, que la dureza de la década, con una crisis económica que daba la puntilla a una población hastiada por la posguerra, fue un aliciente para crear historias de superación, de lucha entre el bien y el mal y la consagración de unos formatos editoriales de escasa cálidad artística, pero gran voluntad.
Nuestro héroe de hoy nació de la pluma de Lee Falk, aunque a partir del tercer número contó con el dibujo de Ray Moore. Este dibujante exploró el lado más sensual y exótico que la historia podía ofrecer. Recordemos que estamos en los años 30 y tampoco los lectores estaban acostumbrados a unos dibujos demasiado atrevidos, así que a la vista del siglo XXI, tanto sus dibujos como sus historias han quedado bastante desfasados.
A nuestro país llegó en plena Guerra Civil y lo hizo como Fantomas. El éxito que tuvo fue aprovechado posteriormente por el Régimen (al igual que con otros héroes) para crear una ediciones con contraportadas repletas de un tono moralizante.


La trama contaba con los más clásicos ingredientes para crear ávidos lectores: un héroe enmascarado, con un altísimo sentido del deber, una mujer de fuerte carácter para dar respuesta al protagonismo, cada vez mayor, que la mujer tenía en la sociedad, unos malvados que no dudaban en mentir, traicionar y asesinar por un puñado de oro y una pleyade de secundarios que arropaban discretamente las aventuras del protagonista.
Todo esto ha consolidado una historia que desde 1936 lleva editándose en muchos países aunque su fama nunca ha sido tan grande como la conseguida por otros.
La falta de crítica al colonialismo blanco en el Sudeste asiático, asi como su tendencia a rebajar a meros comparsas a los nativos de sus páginas han hecho que el gran público renegara del hombre que nunca muere.
Pero siempre merece una visita por sus paginas, no lo duden.